fbpx

Episodio 6: Cómo Resolver Cualquier Maldito Problema

by Siegfried
Episodio 6: Cómo Resolver Cualquier Maldito Problema

Existe un arte escondido en el tratar de resolver cualquier maldito problema, y son muy pocas las personas que logran esto. Muchas veces dejamos que los problemas nos ahoguen y nos consuman de tal forma que nubla nuestra objetividad y nos vuelve poco funcionales.

Ah, hola fuckers ¿como están?, perdón por la introducción tan agresiva, simplemente me dejo llevar por las palabras y olvido hacer todo el estúpido ritual de introducción, además de que empezar así ayuda mucho al SEO de mi blog. Estoy divagando.

Como sea, hoy les traigo el episodio número 6 de la primer temporada de Not.Blogger donde comparto otra de mis reflecciones. En esta ocasión quiero compartirles palabras de diferentes genios que nos ayudarán a encontrar la ecuación perfecta para resolver cualquier maldito problema que tengamos en la vida.

Ahora bien, tocando este tema, siempre tenemos que analizar factores de importancia: ¿a quién acudes cuando estás mal?, ¿esa persona es buen consejero?, ¿tiende a ser volátil?, ¿te las arreglas solo?, y si es así ¿estás seguro de que es buena idea?. Estas son solo algunas preguntas que debemos hacernos al aprender sobre la resolución de problemas.

resolver cualquier maldito problema

He estado leyendo un poco, viendo videos de YouTube, analizando artículos de algunos blogs y hasta escuchando unos cuantos podcast, todo esto con el único fin de encontrarle la matemática a los problemas y lograr darles una solución coherente, definitiva y sobre todo emocionalmente desapegada. Oh si, las emociones son el veneno de todos los problemas, más adelante les explico.

Ser – Hacer Mejor:

Este es un canal de YouTube muy interesante, donde nos da soluciones a diferentes problemas cotidianos que nos pueden sacar de quicio fácilmente, en este caso, me gusto mucho la forma tan sencilla, práctica y educativa con la que nos ayudan a resolver los problemas. Básicamente plantea 3 puntos:

Evitar preocuparse: Expone que es inevitable sentirnos preocupados por los problemas, pero no se puede dejar que estos nos invadan por completo ya que esto nubla nuestro juicio y nos generarán más problemas. Tomemos en cuenta que cuando nos dejamos vencer por las emociones, estas distorsionan la forma con la que analizamos las cosas y nos hará tomar malas decisiones. En pocas palabras, las emociones matan el razonamiento.

Imaginar lo peor: ¿No suena tan bueno verdad? pero a la larga lo es ya que nos aterriza, en pocas palabras, nos hace poner los pies sobre la tierra, ya que si es cierto que debemos ser optimistas antes las peores situaciones, pero debemos serlo de forma realista. Imaginar varios escenarios posibles y no solo los buenos. Seamos honestos, la vida es la perra multimillonaria que gira la ruleta esperando que pierdas siempre, y si no tienes un «plan B», es posible que tomes decisiones erróneas en momentos importantes. Así que amigo, no olvides que aunque las cosas no salgan como lo esperabas, si estabas preparado para esto, saldrás adelante.

Asumir responsabilidad: Esta es quizás la parte más dura. Realmente si nos vamos hasta la antigüedad, podemos ver cómo los historiadores describen al hombre como un ser orgulloso, y que no acepta responsabilidades. Y es la triste realidad, así somos los seremos humanos y en muchas ocasiones preferimos culpar a otros antes de reconocer nuestros propios errores. Pocas veces nos damos cuenta que nosotros mismos somos quienes creamos nuestros propios errores.

Les dejo el video AQUÍ

Shreyans Jain 

Desde TED Talk (algún día haré una charla, ¿sobre qué? Ni idea, pero pasará, oigan se vale soñar), les traigo unos consejos de Shreyans Jain (no puedo pronunciar ese nombre).

Este joven orador nos dio una charla increíble sobre el arte de resolver cualquier maldito problema, y debo decir que sus consejos son muy buenos.

Según este sabio caballero, la solución de cualquier problema se da desde el primer momento en que abrimos los ojos cada mañana y damos nuestros primeros pasos del día. Él nos expone que debemos convencernos a nosotros mismos que podremos resolver cualquier maldito problema, decirnos cada mañana «lo resolveremos», ¿y por qué en plural?, porque no solo te lo dices tu persona, también a su subconsciente que es lo más importante. Así que a partir de ahora mirate al espejo cada maldita mañana y di estas palabras, como si fuera un mantra.

Una frase que me encanto de su charla es que dice «que los problemas son soluciones a la espera de ser encontradas», lo cual es algo muy cierto. Realmente todo problema viene acompañado de una solución, pero no somos capaces (aún) de verla. Esto es básicamente como solían decir muchos escultores de la antigüedad que exponían que la escultura estaba dentro del mármol y ellos solo quitaban los pedazos que estorbaban.

Mi consejo: Amigos visualicen sus problemas, analicenlos bien, todos tienen una solución pero si no somos capaces de estudiarlos con la cabeza fría, y sin involucrar nuestras emociones, podremos salir adelante.

Les dejo su charla AQUÍ

Stephen Dubner:

Qué pensarías si te dijera que la mejor manera de resolver tus problemas, es hablando con una persona poco ortodoxa? Lo sé, posiblemente ya estarias cerrando esta pagina y reportandola (en serio no lo hagan), eso es básicamente lo que plantea este gran autor.

En resumen el nos dice que para solucionar problemas poco convencionales, es necesario soluciones creativas, y muchas veces hablarlo con personas «poco convencionales» es la respuesta. O sea, muchas veces necesitamos una voz que nos de las soluciones que nadie es capaz de darnos o hacernos ver los problemas por lo que son realmente.

Mi perspectiva:

Saben, amo meter la cuchara en la sopa, dar mi punto de vista y ser capaz de opinar sobre un tema en medio de los consejos de los más grandes, y no me da miedo ser criticado por ello, porque siento que tomo un poco de todos y creo mis propios criterios. Y esto no es la excepción.

Con respecto a las mejores formas de resolver cualquier problema, considero que todo está en la madurez emocional con la que los afrontemos. Me explico, podemos tener la solución a nuestros problemas frente a nosotros pero no la veremos porque nuestras emociones pueden nublar nuestro juicio.

He leído mucho al respecto (oh si, me gusta leer), y he encontrado que los seres humanos afrontamos los problemas de 3 formas:

  • Impulsivamente: ¿Han visto cuando en una película el protagonista actúa por mero instinto y deja ese poco de cadáveres en el camino? Algo así sucede cuando actuamos de manera impulsiva. Como verán, esta es la salida más rápida y a corto plazo que podemos tomar. Nos obstante, los resultados suelen ser negativos siempre, ya que no se analizan otros escenarios y se toma la primer solución que pase por nuestra cabeza sin pensar en las consecuencias.
  • Evitativamente: Esto es sencillo, más que nada es cuando preferimos evadir el problema y no lo afrontamos. Dime, ¿crees que esa es un maldita buena idea? fuck no, no lo es, los malditos problemas no se arreglarán solo con ignorarlos.
  • Racionalmente: Es la única forma en que se pueden afrontar los problemas. Mantener una cabeza fría, evitar caer en el pánico, centrarnos en varios escenarios con diferentes soluciones y consecuencias y no ser víctimas de las emociones, nos darán resultados favorables.

Oigan, es normal sentirse negativos cuando surge un problema, y eso no esta mal, lo malo es cuando le damos vuelta al asunto durante semanas sin buscar una manera de resolverlo.

Debemos adaptar diferentes enfoques a la hora de querer salir de cualquier situación y entre mas positivo, constructivo y racional sea ese enfoque, mejores serán los resultados. Las personas suelen tener un patrón muy predecible a la hora de tener problemas, que va más o menos así:

Surge un problema > Se preocupa > Se queja > Piensa en el problema y sus consecuencias negativas > Culpa a otros > No resuelven nada

¿Notas el fallo?, cuando realmente el patrón debería ser:

Surge un problema > Se analiza las razones > Se recrean varios posibles escenarios > Se busca una solución a cada escenario > Actuas

Es sencillo, pero la gente prefiere complicarse la vida a la hora de enfrentarse con los problemas. Por ello es que nunca los solucionan, nunca se quitan esa nube gris que tienen sobre la cabeza y nunca avanzan. Esa es la clave para resolver cualquier maldito problema.

Técnica para resolver los problemas:

Ahora si, vayamos al grano, quizás este sea un método tedioso pero muy necesario, no podemos seguir lidiando con los problemas y no darles fin.

Esta es una técnica realizada por D’Zurilla y Nezu para la resolución de problemas vitales:

1- Identificar el Problema:

Es lo principal, si no podemos identificar cual es nuestro verdadero problema, no sabremos como arreglarlo. Es como el médico que identifica la enfermedad de su paciente para darle el tratamiento adecuado.

Empieza con unas simples preguntas, ¿cuándo?, ¿cómo? ¿por qué? ¿Cuales son mis pensamientos en ese momento?, ¿cómo me puedo sentir mejor?. Hechas estas preguntas, deberías llegar a una completa aclaración y definición de tu problema. Ejemplo, si lo que te agobia es tu trabajo, hazte estas preguntas, al final determinarán cuál es la verdadera razón de que odies tu trabajo.

Digamos que una vez que hiciste tus preguntas llegaste a la conclusión de que te agobia tu trabajo por los niveles de estrés que genera en tu persona y el cansancio excesivo por las largas jornadas de trabajo. Muy específico ¿eh?.

Obtener toda la información posible sobre tu problema es la clave, pero debe ser información basada en hechos y muy concretos. Es fácil llegar a generarnos ideas irracionales que pocas veces tienen que ver con el problema, por lo cual es esencial poder conseguir información relevante y sobre toda objetiva, en pocas palabras que información real.

Seguidamente, es importante establecernos objetivos principales y secundarios, como los videojuegos. En todo caso el objetivo principal será la raíz de tu agobia y tus problemas, las secundarias pueden resolver varios conflictos menores pero solo solucionarán una pequeña parte de su gran problema.

resolver cualquier maldito problema

2- Búsqueda de soluciones:

A la hora de buscar soluciones es importe evitar actuar de la misma manera que lo hacemos siempre. Seamos realistas, si no te ha funcionado los mismos métodos y pensamientos todo este tiempo, ¿qué te hace creer que esta vez sera diferente?»

Evita lo convencional, muchas veces los problemas se resuelven cuando pensamos fuera de la caja. No todo se basa en lo que lees en un libro o en lo que te enseñan de niño, cada problema es un mundo, y sus soluciones son otro mundo más, usa lo que te sea más efectivo.

Otra opción es crear los llamados «brainstorming», no es el mejor de los métodos, pero puede dar soluciones interesantes. Consiste en simplemente lanzar toda idea que se te ocurra, sin analizarla, solo lanza todo los escenarios y posibles soluciones rápidas. Una vez hecho esto, lanza todas las consecuencias que podrían darse. Una vez hecho esto, es solo de tomar los escenarios que mejor te parezcan, analizarlos y buscar mejorar dicha solución para disminuir los efectos de las consecuencias.

Por último, pide ayuda. No tienes que lidiar con esto solo, no eres el único que ha pasado por esos problemas y habrán personas dispuestas a darte una opinión y solución.

3- Toma de decisiones:

»Ok, tengo mis soluciones, ¿cual uso?». Es una pregunta típica. Muchas veces tenemos varias soluciones posibles a nuestro problema y no sabemos cual es la correcta, cuál es la que nos ayudará o cual nos dará el resultado que deseamos. Para ello clasificaremos los problemas en 3 categorías:

  • La solución que en mayor grado resuelva el problema en su totalidad.
  • La que creas que es más rápida y que menos esfuerzo requiera.
  • La solución que no solo te beneficie a ti, si no que también a los demás y los beneficie de forma emocional.

4- Resultados:

Esta es quizás la parte más importante, la que debemos tomar con mayor seriedad. El resultado. Verán, todo este texto de como 45 min de lectura que puse aquí (felicidades por llegar hasta aquí), no seria nada si no tenemos un resultado y sobre todo, si no aprendemos de dicho resultado.

Muchos resultados no serán como lo esperamos, muchas veces el resultado nos mostrará que nos hace falta para poder seguir adelante sin volver a recaer en dicho problema. Si por ejemplo tuviste un problema a nivel laboral, posiblemente es porque te falta capacitación, práctica o mejorar tus cualidades. No todo se puede solucionar con palabras, a veces se requieren sacrificios para superarlos.

Y bueno, esto es solo un punto de vista mío, de todo lo que he leído y estudiado sobre el arte de resolver cualquier maldito problema.

No les digo que esto sea el santo grial para resolver cualquier maldito problema, pero espero que pueda servir de guía.

Pueden ver más temas similares en esta categoría. Nos vemos. Fuck Yeah!!!!.

PUBLICACIONES RELACIONADAS

Leave a Comment